30 de enero de 2014

2091.- VA DE CABEZA AL INFIERNO



2091.- VA DE CABEZA AL INFIERNO

 No hacemos otra cosa mas que pensar en nosotros mismos todo el tiempo, y encima, siempre encontramos alguna excusa para continuar haciéndolo.

 Como no queremos hacer algo diferente, puede el adversario, satanás, engañarnos, lograr que nos preocupemos por demás hasta volvernos histéricos insoportables aun para nosotros mismos, y así obtener que quedemos encerrados en el propio abismo-sepulcro, que es el olvido y la negación de Dios.

 Nada mas útil para satanás que el hecho de que estemos egoístamente dispuestos a pensar en nosotros, a preocuparnos, angustiarnos, desesperarnos, etc., que son todas cosas propias de almas sin fe.

 De tener Fe, estaríamos en comunión con Dios y no sufriríamos alteración alguna, ni aun en la mas grave adversidad, pero, como carecemos de amor a Dios, terminamos hundidos, encerrados, abismados en el sepulcro que adoramos y que llamamos ‘vida propia’.

 Desgraciadamente somos anarquistas espirituales, incluso diciendo que tenemos fe, porque incurrimos en el pecado capital de prescindir de Dios, de renegar de la fe verdadera, cosa que ocurre cuando no permitimos Su Revelación.

 Considerar que la Segunda Venida del Señor es Su Revelación, pero no la estamos queriendo recibir, entonces, aunque digamos confiar y creer en Él, incluso, aunque digamos esperarlo, somos hipócritas porque no colaboramos en Que Vuelva.

 Colaboramos en la Vuelta del Señor cuando colaboramos en Su Revelación, cando lo buscamos y lo aceptamos, cuando lo recibimos y colaboramos en Que Se Haga-Reine-Triunfe Su Voluntad en nuestra vida.

 Como no buscamos la Revelación del Señor, padecemos la ausencia de Dios de la que somos cómplices como coautores, dado que es responsabilidad personal de cada uno buscar y recibir a Dios.

 Buscamos y recibimos a Dios cuando participamos de Su Revelación, cuando buscamos y recibimos a Aquel Que Es El Enviado de Dios, El Pan Vivo Bajado del Cielo, Jesús, El Hijo de Dios.

 Como cómodos indiferentes incluso al propio y verdadero Bien, esperamos que otros busquen al Señor, que lo reciban y que nos lo den, o peor, cuando otros lo hacen, decimos que están equivocados.

 Es hora de Justicia, solo va a tener al Señor el que realmente lo busque, el que se contente con la mediocridad, el que dese la comodidad, el que se conforme con cumplir con algún ritual y algún grito histérico diciendo que eso es alabanza, no lo va a ver, solo va a continuar mintiéndose a sí mismo y convirtiéndose en un fanático que va de cabeza al infierno.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

GRAN AVISO, APAGÓN EN EL CONO SUR, CONSIDERACIONES

GRAN AVISO , APAGÓN EN EL CONO SUR, CONSIDERACIONES 1.- Para meditar: En el domingo de la Santísima Trinidad , Argentina ...