31 de enero de 2014

2110.- UN HÁBIL MANIPULADOR



2110.- UN HÁBIL MANIPULADOR

 Tenemos que madurar crecer, evolucionar, Dios no va a hacer lo que nosotros queremos, Él Es Dios, nosotros no sabemos, solo miramos caprichosamente lo que queremos.

 El problema es que no queremos hacerlo, entonces, terminamos entregándonos al adversario que nos ofrece concretar aparentemente nuestra voluntad.

 En realidad, concretar nuestra voluntad es fantasía, es construir en el aire, en la arena, es una ilusión que queremos llamar ‘realidad’, sin embargo es como una estrella fugaz, es tiniebla que se disipa con la salida del sol.

 Tenemos que desengañarnos antes de que la propia ilusión se nos caiga encima sepultándonos, debemos aprender a aceptar los errores y a corregirnos, a dejarnos corregir por Dios, si no lo hacemos terminaremos autodestruyéndonos, pero ni eso nos parece importar.

 No dejamos de rengar, de encapricharnos y de correr tras la satisfacción de esos caprichos volviéndonos ambiciosos, deformándonos como demonios, entregándonos a la desolación.

 Lo peor de todo es que queremos creer la ilusión, deseamos ver la mentira como una realidad, entonces, esa realidad parece verdad y existe momentáneamente manteniéndonos atrapados, sujetos, atados, encerrados.

 Creer que vivimos la fantasía o que alcanzamos lo que queremos, es el lazo que satanás pone al cuello de las almas orgullosas, caprichosas, sin Dios, rebeldes desamoradas que solo y siempre se dedican a sí mismas.

 Mientras no queramos abrir los ojos, mientras no busquemos la verdad, vamos a continuar encerrados y enterrados en la mentira, evadidos en esa fantasía que termina por destruirnos.

 Nos destruye porque ahí es donde nos consumimos hasta aniquilarnos, hasta que quede borrado incluso el recuerdo de nuestra existencia. Ahí es donde sufrimos una transformación para llegar a ser nada en la nada, como un pedazo de nada.

 Considerar que si no somos limpiados, purificados y liberados interiormente por El Señor, somos y seremos fácilmente manipulados, engañados y usados por el adversario.

 Dios esta de nuestro lado, no quiere perjudicarnos, los que estamos perjudicándonos somos nosotros, si Dios quiere o no quiere algo, es por nuestro bien, debemos escucharlo.

 Como siempre, no queremos, buscamos la manera de concretar nuestras ambiciones y es así como terminamos en las garras del adversario, satanás y a su servicio, porque lo que hace es engañar a las almas y hacerles cree que buscan o consiguen lo que quieren cuando en realidad buscan o consiguen lo que él quiere.

 Es un hábil manipulador, un muy antiguo mentiroso, un gran estafador, es el padre, maestro e invento de la mentira, su arte es el engaño y la seducción, por ello es que puede hacer creer a las almas que buscan lo que ellas quieren cuando en realidad están buscando lo que él quiere.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

NOS ENCONTRAMOS A INSTANTES DEL INICIO DE UNA NUEVA ETAPA DE LA HISTORIA

NOS ENCONTRAMOS A INSTANTES DEL INICIO DE UNA NUEVA ETAPA DE LA HISTORIA Explicación de los pasajes bíblicos: Águila que ...