16 de febrero de 2014

2120.- ELLAS MISMAS NO HAN QUERIDO SALIR DEL ABISMO



2120.- ELLAS MISMAS NO HAN QUERIDO SALIR DEL ABISMO

 Queremos creer que por nosotros podemos, por ello es que hacemos mucho y nos esforzamos por hacer mas, no queremos desengañarnos de esto, entonces, terminamos enterados en tinieblas, sumergidos en el abismo, olvidados de Dios.

 Estamos muy ajenos a las realidades espirituales, por ello nos desesperamos por obrar siempre en el mundo, por y para este, no considerando que las realidades materiales dependen de las espirituales.

 Nos esforzamos por modificar lo externo y material no considerando que nos olvidamos de lo eterno y espiritual, impidiéndole a Dios estar en nosotros y en el mundo.

 Debemos aprender a buscar a Dios primero, a escucharlo y a dejarnos guiar por Él, solo así nos veremos llenos de Su Vida-Presencia, y así es como venceremos el miedo, que es el signo del vacío de su ausencia.

 Dios permite el accionar del adversario porque lo merecemos, porque no queremos salir del abismo y porque andamos en compañía de este, buscando con esta permisión que comprendamos el daño y el perjuicio que nos estamos provocando.

 Dios no ha provocado la presencia de satanás, nosotros hemos provocado la ausencia de Dios, y consecuentemente que satanás sea liberado, ahora, tenemos la responsabilidad de hacerlo volver a su lugar, de derrotarlo, vencerlo, humillarlo.

 Si no nos esforzamos por volver a Dios, por confiar en Él mas que en nosotros y en otros, no vamos a ser libres, no vamos a derrotar a satanás. Derrotamos al adversario cuando confiamos en Dios, y nos derrota el adversario cuando confiamos en nosotros.

 Quienes confían en sí mismos se sienten orgullosos, están satisfechos de sí, o sea están engañados y perdidos en su abismo, sumergidos en su nada delirante esforzándose por mentirse.

 Considerar que, si hemos creído en El Señor y confiado en su Amor, ya hemos vencido, ahora nos falta creer que así ha sido y comenzar a vivir en consecuencia, somos libres, El Señor nos ha liberado, satanás ya esta derrotado y sabe que lo sabemos, por ello, que empiece a temblar porque no le tenemos miedo, ahora sabemos que Él nos tiene miedo a nosotros.

 Almas asustadizas vagan sobre la faz de la tierra y se debe a que se han debilitado, ellas mismas se han sumergido en el abismo y no quieren hacer ni el mas mínimo esfuerzo por salir, por ello, ahí están, permanecen y se pudrirán eternamente, no pudiendo culpar o responsabilizar a otros, ellas mismas no han querido salir del abismo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

NOS ENCONTRAMOS A INSTANTES DEL INICIO DE UNA NUEVA ETAPA DE LA HISTORIA

NOS ENCONTRAMOS A INSTANTES DEL INICIO DE UNA NUEVA ETAPA DE LA HISTORIA Explicación de los pasajes bíblicos: Águila que ...