13 de abril de 2014

2565.- bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XXIV): CRISTO Y ANTICRISTOS EN EL MUNDO



2565.- bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XXIV): CRISTO Y ANTICRISTOS EN EL MUNDO

 Las almas que han renunciado a sí mismas y han buscado y aceptado al Señor, lo tienen, lo viven, lo sienten, es decir, Él Vive en ellas y en el mundo por medio suyo.

 Ha entrado en la vida de esas almas que lo eligieron y ahí se asentó y descansa, Su Corazón-Espíritu, late en esas almas, su Reino crece y es así como Esta Vivo y Presente, es así como ha Vuelto al mundo para bien de muchos.

 Acá es donde muchas almas se confunden, quieren ver a un Ser bajando espectacularmente del Cielo fulgurante y con pompa y ostentación de artistas ególatras inútiles que solo quieren adoración.

 El Señor Viene a Salvar almas, o sea, viene a trabajar, o a dar espectáculos y a hacerse adorar, esas cosas se las dejamos a los anticristos, falsos profetas, etc., a toda esa caterva de orgullosos infernales al servicio de satanás que reclaman adoración para el inmundo abismo en el que se han convertido.

 Los farsantes se desesperan por llenarse, consolarse, saciar su abismo-vacío, eso que generaron en sí al no amar a Dios, al negarse a aceptarlo, y lo logran cuando obtienen adoración.

 Para eso es que construyen una imagen, para eso es que viven superficialmente en, por y para las apariencias, engañándose y queriendo engañar, porque están desesperados por librarse del abismo que han generado, el pozo en el que se han hundido, ese vacío-ausencia de Dios que provocaron al rechazarlo.

 El Señor Viene a rescatar a las almas que desean abandonar sus malos caminos, que dejan de idolatrar a infelices llenos de orgullo y delirantes de soberbia que se desesperan por ser adorados y que se han convertido en instrumentos satánicos para perder a las almas.

 Entra silenciosamente, sin hacer escándalo, entra en la vida diaria, personal, pide permiso, va compartiendo los hechos cotidianos, y así va formando una relación en la que puede hallarse Vivo y Presente.

 No viene para adular ni para hacerse adorar, viene para Salvar y eso lo hace diariamente corrigiendo  alas almas, conduciéndolas para que abandonen el abismo y dejen de servirse a sí mismas porque en realidad ahí es donde están sirviendo al orgullo-vacío-abismo, o sea, a aquel que en el infierno reina, satanás.

 Tienen que dejar de valerse por cuenta propia y aprender a prestar atención a Dios y a confiar en Él si desean ser verdaderamente libres.


SE CUMPLE EL TERCER SECRETO DE FÁTIMA:

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (I):


bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (III): FALSA MISERICORDIA, VENENO DE satanás:

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (IV): LA VERDADERA RELIGIÓN:

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (V):  EL TEMPLO QUE DIOS SE PREPARÓ:

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (VI):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (VI Bis):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (VII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (VIII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (IX):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (X):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XI):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XIII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XIV):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XV):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XVI):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XVII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XVIII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XIX):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XX):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XXI):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XXII):

bergoglio, ANTICRISTO, FALSO PROFETA (XXIII):

LA PROSTITUTA O RAMERA DEL APOCALIPSIS Y bergoglio: http://jorgelojo12.blogspot.com.ar/2014/01/2014-la-prostituta-o-ramera-del.html



VERDADERA Y FALSA RELIGIÓN:

IGLESIA HIPPIE:

FIN DE LAS RELIGIONES:

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

COVID-19, LA PANDEMIA EXISTE SOLO EN TELEVISIÓN

  COVID-19, LA PANDEMIA EXISTE SOLO EN TELEVISIÓN       Le resulta imposible al gobierno sostener la falacia de la pandemia , por e...